Noticias Política estatal

Mujeres Juezas sobre Rosell como delegada para Violencia de Género: «Los DDHH y el feminismo van a estar salvaguardados»

Rosell sobrevivió a las cloacas del Estado. El juez Salvador Alba manipuló una instrucción penal para perjudicarla y acabó condenado a seis años y medio de cárcel y 18 de inhabilitación.

 La diputada de Podemos Victoria Rosell, nacida en Murcia, es titular del Juzgado de Instrucción número 8 de Las Palmas de Gran Canaria, aunque se encuentra en excedencia especial por cargo político. Desde que aprobó la oposición de jueza pidió plaza en Canarias, donde ha desarrollado toda su trayectoria profesional durante 21 años. 


Rosell ha sido designada delegada del Gobierno contra la Violencia de Género y se integrará ahora en el equipo que dirigirá Irene Montero como ministra de Igualdad. La magistrada en excedencia es feminista y reconocida por aplicar la perspectiva de género en sus sentencias, además de apoyar las últimas huelgas feministas.

En reacción a esto, la Asociación de Mujeres Juezas de España ha celebrado el nombramiento: «Estoy segura de que los derechos humanos y el feminismo van a estar bien salvaguardados con ella», ha señalado en declaraciones a Europa Press Lucía Avilés, magistrada y portavoz de esta asociación.

«Para la asociación es una enorme alegría. Nos ponemos a disposición de la Delegación para seguir avanzando en la lucha contra la violencia de género», ha manifestado Avilés. Según ha destacado, Rosell tiene una trayectoria «brillante» y «demostrada formación en perspectiva de género».

Avilés sostiene que la elección de Rosell para este puesto «tiene carga simbólica» porque «visualiza el cambio feminista» de los últimos tiempos, muy enfocado a la denuncia de la ‘justicia patriarcal’.

Los principales retos a los que se enfrenta Rosell en esta nueva etapa en su carrera están muy vinculados con la administración de Justicia: la reforma de los delitos sexuales en el Código Penal y el desarrollo del Pacto de Estado contra la Violencia de Género, que incluye muchas medidas que afectan al ámbito judicial.

Aunque fue diputada desde 2015, renunció a la política en mayo de 2016 tras abrirle la Fiscalía una investigación disciplinaria de la que el Consejo General de Poder Judicial la exoneró. Regresó a la política años después, en las elecciones de abril de 2019, y es diputada por Las Palmas de Gran Canaria. Además, en septiembre de este año el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) condenó a seis años y medio de cárcel y 18 de inhabilitación al juez Salvador Alba tras considerar probado que cometió prevaricación, falsedad y cohecho al manipular una instrucción penal para perjudicarla.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: