Derechos y libertades destacado Noticias principal

Vídeo | Un país paranóico: Miguel Bosé, Kase.O, Bumbury y el grito de «Bill Gates a la cárcel»

¿Para qué asumir la realidad cuando podemos tener una magnífico relato fantástico con malvados millonarios a los que culpar?

¿Para qué asumir la realidad cuando podemos tener una magnífico relato fantástico con malvados millonarios a los que culpar?

La paranoia se está apoderando de nuestro país, o al menos eso es lo que se deduce al extrapolar los últimos acontecimientos entre manifestantes antivacunas y cantantes de éxito. La teoría más seguida es la que responsabiliza a Bill Gates de la pandemia del coronavirus y que apunta que el magnate de la informática ha creado el virus en un laboratorio para su propio beneficio.

Estas últimas semanas ha reaparecido un vídeo de una conferencia que Gates impartió en 2015 donde aseguraba que el mayor riesgo para la humanidad no era una guerra nuclear sino la aparición de un virus muy infeccioso que podría acabar con la vida de millones de personas. Esta información, que para cualquier persona con un mínimo de coherencia sería casual, ha dado pie a una explosión de conspiranoicos.

El New York Times detalló que en un estudio se encontraron más de 16.000 publicaciones en Facebook sobre Gates y el Covid-19 y que esta cuestión había generado alrededor de 900.000 me gusta y comentarios. Además, los 10 vídeos más populares de YouTube en marzo y abril, que difundían información errónea sobre Gates.

El aumento de las teorías de la conspiración que culpan a Gates del coronavirus encuentra su altavoz en figuras de extrema derecha y perfiles de gente anti-vacunas. Por supuesto, en España tenemos representación de los dos, tal y como se ha podido ver este fin de semana en la plaza de Callao, donde se manifestaron un grupo de estos conspiranoicos contra Gates y el ’Nuevo Orden Mundial’. «Bill Gates a prisión» es el grito que se ha podido escuchar.

Cabe recordar que la Fundación de Bill Gates donó en enero 10 millones de dólares para ayudar a los trabajadores sanitarios en China y África, una ayuda que después elevó a 250 millones de dólares para luchar contra el coronavirus. Financió además varios laboratorios que buscan la vacuna del COVID-19.

En total, su fundación ha puesto 5.700 millones de dólares al servicio del desarrollo de vacunas en el mundo.

Miguel Bosé

Unos días después de decir que el coronavirus es «la gran mentira de los gobiernos», Miguel Bosé arremetía la semana pasada contra las vacunas que se están desarrollando para tratar de frenar la Covid-19 y, en especial, contra la Alianza Mundial para la Inmunización y la Vacunación (GAVI).

El cantante aseguró en su cuenta oficial de Twitter que GAVI, una iniciativa impulsada por la OMS, Unicef o la Fundación Bill y Melinda Gates, es responsable de vacunas fallidas que han causado muchas víctimas en todo el mundo. Bosé señaló además que Gates, al que llama «el eugenésico», habló en el pasado de la posibilidad de que las vacunas portasen micro chips o nano bots para obtener información de toda la población mundial «con el fin solo de controlarla».

«Y una vez que activen la red 5G, clave en esta operación de dominio global, seremos borregos a su merced y necesidades», afirma el cantante español, que también se refiere al presidente del Gobierno, «Pedro Sánchez ‘El Salvador», que «acaba de hacerse cómplice de éste plan macabro y supremacista».

Como era de esperar, los usuarios de las redes sociales han reaccionado con indignación a las teorías del artista, sobre todo entre aquellas personas que trabajan en el ámbito de la salud. La respuesta de una sanitaria fue viral en Twitter, donde ha publicado un vídeo, y eliminado, en el que las «auténticas barbaridades» que apunta el cantante sobre la vacuna del coronavirus. 

«Hoy, entre mi compañera pediatra, Margot, y yo; hemos conseguido convencer a la mamá de una niña de dos años que no tenía puesta ninguna vacuna, que iniciara por lo menos la vacunación de la hexavalente», señalaba la enfermera María Ramírez en la grabación.

«Con lo cual, creo que lo de hoy ha sido un triunfo de la razón sobre la sinrazón que es lo que ha dicho Miguel Bosé. Lo siento, se me ha caído un mito», señalaba finalmente.

Kase.O

Kase.O afirmó en un directo que hizo en Instagram que «el autismo es una reacción alérgica a las vacunas», declaraciones que han hecho arder las redes sociales y por las que se ha tenido que disculpar unas horas después.

El fragmento de vídeo en el que aparece el rapero hablando del autismo como una reacción alérgica a las vacunas se ha viralizado hasta convertirse en tendencia este domingo, creando una gran polémica alrededor del artista.

En defensa del rapero hay dos cosas. La primera, es que emitió un vídeo de disculpa en donde el cantante afirma estaba hablando de un documental y asegura que él no piensa así. «Pido perdón de corazón por haber metido la pata en un tema tan sensible que afecta a miles de personas», ha añadido.

La segunda, es que se trata solo de un fragmento: «Es como si digo que en una película decían que Hitler es bueno y solo cortamos el trocito que digo que Hitler es bueno», ha explicado en su mensaje de disculpa. «Espero que apreciéis este gesto. No sé qué más puedo hacer. Lo siento si alguien se ha sentido herido. No era más que un comentario a un documental sesgado y fuera de contexto», concluye en el vídeo.

Enrique Bumbury

El último cantante sumado a esta paranoia colectiva ha sido Enrique Bumbury. El cantante desató la polémica este fin de semana en las redes sociales tras manifestar su apoyo a una campaña contra Bill Gates por su supuesta intención de «dominar el mundo»

Además, Bumbury también apoyó la decisión de Donald Trump de romper la relación de Estados Unidos con la Organización Mundial de la Salud.

El cantante compartió en su cuenta de Twitter un cartel contra el magnate de Microsoft, confirmó recientemente su posición en una entrevista para el medio GQ, en la que fue preguntado sobre la gestión de la crisis de la Covid-19.

«No quiero utilizar la palabra ‘dictadura’ tan fácilmente porque hay gente que dice ‘esto no es una dictadura, es una pandemia’. Lo cierto es que hay normas que quieren imponer de forma global que no deben ser aceptadas contra los pueblos independientes. Que Argentina tome sus propias decisiones, que España tome las suyas, que México y Alemania igual, y que sean independientes a lo que quieren Gates y la Organización Mundial de la Salud», señaló el cantante.

El entrevistador le preguntó si Trump había hecho bien por sacar a EE UU de la OMS, a lo que Bunbury contestó: «Claro. No quiero hablar de forma general, pero particularizando solo por una vez y que no se haga costumbre, estoy de acuerdo en algo con Trump».

También opinó sobre las teorías de la conspiración sobre los nano-chips que Gates querría implantar a la población a través de vacunas: «No tengo dudas al respecto porque yo soy una persona totalmente sana que no tiene la necesidad de… Mira, no tengo miedo, la situación actual se dio con la finalidad de crear un pánico y generar una necesidad. Y yo, no tengo miedo», apuntó.

A %d blogueros les gusta esto: