Internacional

Bélgica permitirá «un compañero de mimos» en el confinamiento

El primer ministro belga, Alexander de Croo, ha expuesto que posibilitará un "compañero de mimos" durante el próximo confinamiento.

El primer ministro belga, Alexander de Croo, ha expuesto que posibilitará un «compañero de mimos» durante el próximo confinamiento.

En Spanish Revolution, a diferencia de otros medios, mantenemos todos nuestros artículos en abierto y siempre va a ser así porque consideramos que lo que hacemos, informar de forma independiente, es un servicio público. Si puedes permitirte ayudarnos con 2, 5 o 10 euros al mes, contribuirás a que podamos seguir adelante. Rebélate. ¡Suscríbete!

Bélgica, como el resto de Europa, se encuentra inmersa en la segunda ola del coronavirus, por este motivo las autoridades del país han comenzado a plantear las nuevas estrategias, reglas y normas que deberán seguirse en el nuevo confinamiento.

Una de estas medidas, la más llamativa, es la de la figura del knuffelcontact o compañero de mimos, una ayuda fundamental para mantener la salud mental de los aislados.

En el caso de los solteros, la compañía de mimos, se limitará a dos personas. El motivo que expuso Alexander de Croo, primer ministro belga es que «nuestro país está en estado de emergencia, en muchos hospitales las capacidades ya están sobrepasadas y para ello debemos revertir la curva. La única respuesta es proteger el sistema de salud y para ello debemos evitar en lo posible cualquier contacto físico».

Sin embargo, «cada miembro de la familia tiene derecho a un ‘compañero de mimos’. Las familias solo deben invitar a uno de ellos a casa a la vez. No se puede recibir otra visita domiciliaria. Hay una excepción para los que viven solos: pueden invitar a otra persona además de su contacto de abrazos, pero no al mismo tiempo».

De un modo parecido, en los Países Bajos se habló del seksbuddy, un compañero de cama. Por su parte, en Reino Unido se introdujo un supuesto similar al que ahora está aplicando el Ejecutivo belga y al que se describió como ‘burbuja de apoyo’, que permitía a una persona que vivía sola encontrarse con otra que no vivía bajo el mismo techo.

Estas medidas, según los expertos, ayudan a reducir el estrés y las consecuencias psicológicas de la soledad, como puede ser la depresión.

A %d blogueros les gusta esto: