Una decena de predicadores que dijeron pertenecer a la secta fueron detenidos y serán juzgados por este horrible crimen.