PSOE y PP piden un adelanto de 60 millones a la banca para las elecciones

Los dos grandes partidos recurren al crédito ante la sucesión de elecciones que se avecinan
👉 Comparte este artículo en WhatsApp

Los dos grandes partidos recurren al crédito bancario ante las dos campañas electorales que se avecinan. PP y PSOE pedirán por adelantado 60 millones de euros y elevarán así su deuda, que asciende conjuntamente a unos 65 millones, según datos de ambas formaciones. El PP necesita 15 millones para el 28-A y la misma cifra para mayo; el PSOE espera conseguir otros 30 millones de los bancos y, por primera vez, de microcréditos.

Además de las dos formaciones políticas tradicionales, Ciudadanos también recurrirá al crédito bancario. El partido de Albert Rivera, que apenas arrastra deuda, no especifica qué cantidad solicitará. Podemos ha hecho una bandera de su negativa a pedir créditos a la banca, ya que argumenta que eso convierte a los partidos en dependientes de las entidades financieras. Prefiere financiarse con microcréditos que después devuelve a sus simpatizantes.

Ciudadanos replantea su estrategia

Las generales de 2016 fueron las últimas elecciones en las que Ciudadanos pidió un préstamo bancario, asegura este portavoz. «Las catalanas de 2017 y las andaluzas de 2018 las afrontamos sin necesidad de financiarnos con los bancos», añade. La formación asegura que para las generales no necesitaría un crédito, pero que debido a la coincidencia en apenas dos meses de generales, municipales, europeas y autonómicas han tenido que replantear la estrategia. 

El Popular es también el principal prestamista del PSOE: le ha concedido 60 millones en 48 préstamos, según los datos que publica en su página web la formación. Su deuda viva era de 50 millones en 2017, pero ya ha bajado a 40, según Mariano Moreno, director gerente del PSOE. Moreno asegura que el objetivo es reducir 5 millones más este año y avanzar en la autofinanciación gracias a una nueva fórmula para ellos: los microcréditos. Serían préstamos de ciudadanos simpatizantes del partido que se les devolverían cuando la formación cobre las subvenciones públicas correspondientes.

En las últimas elecciones generales auditadas por el Tribunal de Cuentas, las de diciembre de 2015, el PP recibió préstamos por 10,7 millones; el PSOE, por 8,6 y Ciudadanos, por 7,7. El PP gastó en total 18,9 millones de euros, de los que dos fueron aportaciones del partido y el resto, adelantos de subvenciones. Según el informe, el PSOE gastó en total 13,6 millones de euros, de los que el partido no aportó nada. Cinco millones procedieron de adelantos de subvenciones. Ciudadanos costeó el 99% de la factura final de los comicios con el préstamo bancario.

Fuente: El País

El exilio iraní financió el 80% de la campaña de Vox de 2014

El partido ultra recibió 146 donaciones de opositores al régimen islámico desde una quincena de países

👉 Comparte este artículo en WhatsApp

Según cuenta Joaquí Gil para El País, los seguidores de un grupo opositor iraní financiaron el 80% de la campaña de las elecciones europeas de Vox de 2014, que costó un millón de euros, según tres fuentes conocedoras de las cuentas de la formación. Desde más de una quincena de países —entre los que destacan Alemania, Italia, Suiza, EE UU y Canadá— partidarios del Consejo Nacional de la Resistencia de Irán (CNRI), una fuerza marxista-islámica en sus orígenes, enviaron durante tres meses 146 donativos a una cuenta de la formación de extrema derecha en España, según revelan las mismas fuentes, por valor de 800.000 euros.

Desde Spanish Revolution ya nos hicimos eco de esta noticia en un anterior post: Vox financió su campaña a las europeas en 2014 con medio millón de euros procedentes de un grupo iraní que contó en el pasado con su propio grupo armado.

Cuenta El País que el dinero del exilio iraní costeó la campaña del candidato de Vox a las elecciones europeas de 2014, el exdirigente del PP y exvicepresidente del Parlamento Europeo Alejo Vidal-Quadras, que no se hizo con el escaño en Bruselas al obtener solo el 1,56 % de los votos (244.929). El actual líder de la formación, Santiago Abascal, ocupaba entonces el cargo de secretario general. Y participó en la campaña de 2014 como miembro de una lista que incluía también como número dos al vicesecretario de Relaciones Internacionales de Vox, Iván Espinosa de los Monteros.

El caudal de fondos iraní, revelado por el EL PAÍS el pasado diciembre, llegó a una cuenta de Vox en Madrid después de que Vidal-Quadras anunciara en 2014, vía Twitter —donde tiene más de 66.000 seguidores—su intención de aspirar a un escaño en Bruselas bajo la marca de la fuerza ultra, según ha confirmado el propio político. “Algunos de los donantes eran económicamente muy potentes”, detalla. Tras el fiasco en las europeas, Vidal-Quadras abandonó el partido. Pero antes, dice que informó a Abascal de la procedencia del dinero. Los fondos de la diáspora iraní se emplearon íntegros en la campaña. La dirección de Vox ha declinado atender a este periódico.

A fuerza de rodearse de relevantes figuras políticas y cargos institucionales europeos y estadounidenses, el CNRI ha batallado en las últimas dos décadas para erigirse ante la comunidad internacional como una potente voz de la oposición iraní en el exilio. Y desmarcarse de su brazo armado, el Muyahidin-e Jalq (MJ). EE UU sacó a este grupo de su lista negra de organizaciones terroristas en 2012. El Reino Unido lo hizo en 2009. ¿Cuál era la relación de Vidal-Quadras con el exilio iraní? Durante su etapa como vicepresidente del Parlamento Europeo (2004-2014), el ex candidato de Vox participó en decenas de actos organizados por el CNRI. Visitó en 2009 el entonces cuartel general del grupo en Camp Ashraf, a 80 kilómetros al noroeste de Bagdad, la capital del vecino Irak, donde residían 3.500 milicianos. Y acudió a más de una decena de encuentros multitudinarios anuales en París bajo el lema de “Irán Libre”. Solo faltó un año para poder asistir a la boda de un familiar, afirma.

El político catalán también escribió cartas a los gobiernos para arremeter contra el régimen islámico de Teherán y firmó declaraciones conjuntas con decenas de eurodiputados para suscribir las tesis del CNRI. El excandidato de Vox sostiene que su vínculo con el CNRI se remonta a 1999, cuando aterrizó como diputado en el Parlamento Europeo. Fue entonces cuando recibió la visita del socialista portugués Paulo Casaca, que presidía un grupo denominado “Amigos del Irán libre”. “Irán no era una de mis preocupaciones, pero me pidieron que recibiera en Bruselas a la gente del CNRI y lo hice”, reconoce. Y ahí empezó todo.

¿Conocía el grupo iraní el trasfondo ultra de Vox y su posición sobre inmigración? “Sabíamos que era un partido nuevo, pero no de extrema derecha”, explica ahora un portavoz del grupo iraní en el exilio. “Yo, por mi parte, no conocía de nada a los donantes. Eran personas que no tenía nada que ver con Vox. La candidatura era yo. Eran donativos a mi persona. He ayudado a salvar muchas vidas”, indica Vidal-Quadras. El político define así su relación con el grupo iraní: “Es una masa de exiliados que me tiene como un protector. Cuando voy a sus actos, me abrazan, besan y achuchan”.

El exdiputado del PP sostiene que no cobró por asistir a los actos de la entidad iraní ni por defender su posición en foros internacionales. Precisa que usó una asignación anual del Parlamento Europeo para costearse el avión y el hotel en la decena de ocasiones que visitó París para asistir a los encuentros. El CNRI insiste en que tampoco le pagó.

El diario británico The Guardian reveló el pasado noviembre que este grupo opositor iraní se caracteriza por abonar a sus invitados VIP “elevadas tarifas”. Y apuntó que el asesor de Seguridad Nacional de EE UU, John Bolton, cobró más de 156.000 euros por asistir a varias citas de los disidentes iraníes.

Líderes internacionales

El CNRI alcanzó relevancia cuando reveló en 2002 que Irán tenía un programa nuclear secreto. Por los multitudinarios actos de esta fuerza liderada por la ingeniera Maryam Rayaví (1953), que tomó el relevo de su marido en el cargo, han desfilado mandatarios internacionales. El expresidente del Gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero asistió a uno de sus encuentros en París, según confirman desde el entorno del socialista.

También han frecuentado las actividades de esta organización los republicanos John McCain, Newt Gingrich, el exdirector del FBI Louis Free, el exministro francés de Exteriores Bernard Kouchner o la candidata presidencial colombiana en 2002 Íngrid Betancourt.

El invitado estrella en la última edición del acto celebrado a las afueras de París fue el exalcalde de Nueva York y abogado de Donald Trump, Rudy Giuliani. 4.000 personas siguieron su discurso. Cuando Vox presentó su campaña a las europeas de 2014, presumió de su exitosa estrategia de crowdfunding(micromecenazgo a través de Internet). La formación recaudó a través del sistema de donaciones 10 veces más que Podemos. ¿Por qué no informaron entonces de que el 80% de los fondos se nutrían de simpatizantes de un grupo iraní en el exilio? “Nadie nos lo preguntó”, zanja Vidal-Quadras.

EL ‘EXCEL’ DE LA DISCORDIA

Las transferencias por valor de 800.000 euros que Vox recibió de la diáspora opositora iraní para sufragar su campaña a las elecciones europeas de 2014 se reflejaron en una hoja de Excel, según una fuente conocedora de las finanzas de la formación. “En el documento aparecían los nombres y apellidos de los iraníes”, añade.

Vox entregó la relación de donantes al Tribunal de Cuentas, que no auditó la relación, según confirman desde el organismo fiscalizador. La ley solo insta al escrutinio de las aportaciones de aquellos partidos que obtienen representación. Y Vidal Quadras no consiguió el acta de diputado en Bruselas.

El New Deal verde de PODEMOS creará 600.000 empleos estables

👉 Comparte este artículo en WhatsApp
El objetivo es que en 2030 se reduzca a la mitad la producción eléctrica basada en combustibles fósiles y en 2040 se haya reducido a cero. Esta transición energética garantizará a su vez la creación de empleos de calidad

«Si la Tierra fuera un banco ya habría sido rescatada», señalan los jóvenes que este viernes 15 de marzo se manifestarán en toda Europa para decir que contra el cambio climático no podemos seguir mirando a otra parte. El ‘Plan Horizonte Verde’ de PODEMOS es una apuesta decidida ese sentido: el desarrollo de las energías renovables y el cuidado del planeta, pero teniendo muy en cuenta la justicia social. 

Por ello, antes de plantear cualquier cierre de empresa o industria basada en combustibles fósiles, se garantizará por ley la creación de dos empleos por cada empleo que se pierda. En total, 600.000 empleos en los primeros 2-3 años de aplicación del plan. «No se puede cuidar el medio ambiente sin cuidar antes a las personas», ha explicado Pablo Echenique. La puesta en marcha de este plan requerirá de una movilización masiva de capital humano, intelectual y económico (con una inversión público-privada anual del 2,5% del PIB español aproximadamente).

Pero lo más importante es que este nuevo modelo creará cientos de miles de empleos de calidad, «aumentará la innovación, recuperará el talento migrado e iniciará una senda para competir ‘por arriba’ con Alemania, Reino Unido o Japón en industria de alto valor añadido, y no en precariedad laboral con Bangladesh», señala Echenique.


Maltrato laboral y abuso en los campos de Andalucía

Lo que se aprecia en el siguiente vídeo, nunca debería de ocurrir en un centro de trabajo. Con esto no queremos hacer una generalización, ni manchar la imagen de agricultores decentes en los campos de Andalucía. Este tipo de maltrato, de explotación descarada que aplican algunos llamados empresarios, desgraciadamente es bastante habitual, por ello hay que desterrarlo de una vez por todas del mundo del trabajo. Desde aquí hacemos un llamamiento a la autoridad laboral a actuar con contundencia, al gobierno a dotar con más medios técnicos y humanos a la inspección de trabajo. También llamamos a los pequeños agricultores y los sectores económicos que creen en otro modelo de relaciones laborales, dentro de la legalidad, a acabar con estas prácticas ilegales e inhumanas que desgraciadamente observamos a diario desde el Sindicato Andaluz de Trabajadores de Almería.

PODEMOS anuncia medidas para que el agua vuelva a ser un derecho humano y no un negocio financiero

👉 Comparte este artículo en WhatsApp

Vivimos un momento crucial para nuestro futuro en materia de agua en el que hay que tomar partido. Por una parte, porque el cambio climático nos está llevando a fenómenos más extremos de sequías y, por otra, porque existe una ofensiva en marcha de los buitres para hacer negocio con esto, que es nuestra salud y nuestro futuro.

El agua es un derecho humano que no tiene que ver solo con el riego y con el agua potable en las ciudades, sino que el acceso al agua está reconocido como un derecho humano. Por eso hay que recuperar la gestión pública del agua y evitar que se haga un negocio mal entendido con el agua en nuestro país. Por eso queremos incorporar las propuestas de agua a nuestro Horizonte Verde y garantizar el derecho universal a acceder a agua de calidad.

Medidas para recuperar el acceso al agua como un derecho humano:

1. Prohibir mercantilización de derechos

Convertir el agua en un bien mercantilizado, que incluye hacer embalses más grandes e infraestructuras más caras solo beneficia a los fondos buitres y a las grandes constructoras que hacen negocio con esto, empiecen a jugar a la ruleta con nuestra agua. La mercantilización del agua no resuelve ni uno de los problemas causados por el cambio climático, sino que los agrava todos. Desarrollar mercados financieros del agua cuando está en riesgo nuestro consumo y las necesidades agrarias es una irresponsabilidad.

2. Centrales hidroeléctricas públicas

En el horizonte verde de energías renovables, estas centrales tienen una función estratégica de estabilización del sistema eléctrico en momentos valle de producción (días de menos viento o sol). Por eso, acabado su periodo de concesión para explotación por una entidad privada pasará automáticamente a gestión pública para que puedan desempeñar su función sin dificultad y compensar especialmente a los territorios que asumieron las consecuencias de su construcción, por ejemplo hundiendo y vaciando pueblos para hacer los pantanos.

3. Recuperar el agua pública en una legislatura

Recuperar el agua pública en una legislatura, para convertirla en un bien público de acceso universal. Servicios de gestion del agua pero también de depuración y saneamiento de aguas. Detrás de la privatización del agua está la corrupción. El caso Lezo ha demostrado que el agua se ha convertido en un nicho de corrupción y de negocio para las relaciones entre partidos y el IBEX.


Vox se fundó con un millón de euros de simpatizantes de un ex grupo terrorista

EL PAÍS accede a las donaciones secretas del CNRI. El dinero acabó en una caja común del partido que sirvió para abonar salarios, fianzas y alquileres desde 2013

Según cuenta El País, el exilio iraní no financió solo la campaña electoral europea de Vox de 2014, sino que costeó también el día a día del partido ultra desde su creación hasta la llegada de esos comicios. Gastos como la fianza y el alquiler de la céntrica sede de la formación en la calle Diego de León de Madrid, los salarios de la plantilla, el sueldo del líder, Santiago Abascal -que en 2014 ocupaba el cargo de secretario general-, muebles y ordenadores corrieron a cargo del caudal económico extranjero. Voxingresó las transferencias internacionales de los seguidores del Consejo Nacional de la Resistencia de Irán (CNRI) en una caja común que sufragó gastos corrientes desde el primer día, según la hoja de cálculo secreta de las donaciones a la que ha tenido acceso EL PAÍS.

El CNRI -un grupo que tuvo un brazo armado que figuró hasta 2012 en la lista de organizaciones terroristas de EE. UU. -apoyó a la formación desde su génesis. Vox recibió la primera transferencia de los opositores iraníes -1.156,22 euros- el mismo día que se inscribió en el registro de partidos políticos del Ministerio del Interior: 17 de diciembre de 2013. “Los fondos de los exiliados iraníes no solo sirvieron para pagar la campaña europea de 2014, sino también para poner en marcha Vox”, admite el primer presidente y fundador de la formación, Alejo Vidal-Quadras.

Los simpatizantes de la organización iraní enviaron 971.890,56 euros a la cuenta de Vox entre diciembre de 2013 y abril de 2014. “Santiago Abascal estuvo al tanto de todo, le expliqué mi relación con el CNRI y le dije que nos financiarían. Le pareció bien. Estaba encantado. No puso ninguna pega”, relata Vidal-Quadras. Vox ha declinado responder a este periódico.

Durante casi cinco meses, seguidores del CNRI de una quincena de países –entre los que destacan Alemania, Italia, Suiza, EE. UU. y Canadá– regaron la cuenta del partido. La aportación mínima fue de 60 euros. La máxima, de 35.560,32 y llegó en febrero de 2014 de un potentado constructor iraní radicado en EE. UU. El hijo de este donante contribuyó también con la causa con 21.522,35 euros, según los movimientos bancarios.

El millón de euros iraní aterrizó en la cuenta del partido a través de 35 recaudadores. Una figura que encarnaron opositores al régimen de Teherán diseminados por el mundo. Su misión: recoger fondos para Vox en sus países. Solo uno de estos cobradores ordenó seis transferencias a la cuenta de la fuerza ultra por valor de 14.800 euros entre enero y febrero de 2014.

Los recaudadores canalizaron centenares de donaciones de personas anónimas cuyas identidades no figuran ni en la cuenta bancaria abierta por Vox en una entidad catalana ni en la contabilidad interna del partido.

Vox recibió en sus cinco primeros meses de vida 141 transferencias de fondos procedentes de un millar de iraníes, según las mismas fuentes. Ninguna de estas aportaciones superó el límite de 100.000 euros anuales fijado por la Ley de Financiación de Partidos de 2012. En la cuenta específica abierta por Vox para recibir el dinero de los opositores solo llegaron dos donativos de personas ajenas al movimiento de resistencia iraní. Y sus aportaciones no rebasaron los 2.000 euros.

El grifo financiero de los disidentes se cortó antes del inicio de la campaña europea de mayo de 2014.

El análisis del Excel confidencial de Vox confirma que la relación entre los ultras y el grupo opositor a Teherán se inició durante la gestación del partido. El fundador y primer presidente de la formación, Alejo Vidal-Quadras, pidió entonces auxilio económico a los responsables de la organización iraní tras anunciar sus planes de abandonar el PP y embarcarse en la nueva aventura política, según reconoce el que fuera también vicepresidente del Parlamento Europeo entre 2004 y 2014.

Vidal-Quadras confirma así que el CNRI organizó la colecta mundial para respaldar la creación de Vox. Y puntualiza: «Los donativos no vinieron de la organización, sino de simpatizantes del CNRI. De una comunidad en el exilio muy variopinta». La Ley de Financiación de Partidos Políticos prohíbe las donaciones de partidos u organizaciones extranjeras.


Para más información:

Ahora Madrid cierra 2018 con 1.000 millones de superávit y reduce un 54% la deuda desde que gobierna

La formación de partidos progresistas ha reducido la deuda de los 5.936 millones de euros, heredada en 2015, a los 2.703 millones de euros en 2018
El Ayuntamiento logra liberarse del control del Plan Económico Financiero al que estaba sujeto desde 2011 y consigue un superávit de 1.000 millones de euros

La deuda de Madrid ya está a la mitad de como se la encontró Ahora Madrid cuando llegó al Ayuntamiento de la capital. El endeudamiento del Consistorio, que heredó el nuevo Gobierno municipal del anterior encabezado por Ana Botella (PP), se situaba en 5.936 millones en 2015. Cuatro años después se ha reducido hasta los 2.703 millones, lo que supone un 54% menos.

El Gobierno municipal logra el objetivo que se había impuesto cuando llegó a Cibeles en 2015: recortar la deuda a la mitad.

El superávit para este año se sitúa además por encima de los 1.000 millones de euros, según ha informado el concejal de Economía y Hacienda, Jorge García Castaño, al igual que ocurrió en el ejercicio pasado. «Esta cifra colocará a Madrid como la entidad local con el mayor superávit de toda España, y contribuirá a reducir el déficit consolidado del Estado en 0,1 % del PIB», defienden desde la corporación local.

Castaño también ha anunciado que el Ayuntamiento ha cumplido en 2018 con la regla de gasto y así se lo ha comunicado a la intervención general. El Ayuntamiento logra liberarse así del control del Plan Económico Financiero al que estaba sujeto desde 2011 y «deja de estar intervenido», ha defendido. El edil ha informado de estos datos en una rueda de prensa conjunta con la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena.

Carmena ha añadido que cerrar 2018 cumpliendo la regla de gasto, reduciendo la deuda a la mitad y «con más de mil millones de superávit» facilitará la gestión del presupuesto del actual ejercicio. El gasto no financiero por habitante se ha incrementado hasta los 200 euros (84,4 en 2014, último ejercicio gestionado al 100% por el PP).