El ICO es una entidad pública dependiente del Ministerio de Economía, por lo que debería ser totalmente transparente.

El Instituto de Crédito Oficial (ICO) ha salido al rescate y ha comenzado a dar préstamos a PP y PSOE para salvar la campaña electoral de este año. Esto es debido a las dudas de la banca privada para financiar a los partidos políticos, algo que ya ocurrió el 28 de abril y se va a volver a repetir en estos comicios.

El ICO es una entidad pública dependiente del Ministerio de Economía, por lo que debería ser totalmente transparente. Sin embargo, se niega a desvelar cuánto dinero y en qué condiciones ha prestado a PP y PSOE para esta campaña. Alega que facilitar las condiciones de las operaciones «vulneraría los intereses económicos y comerciales» de los bancos. El ICO señaló esto en respuesta a una petición de información amparada en la Ley de Transparencia.

En su argumentación, el Instituto asegura que actúa «de forma complementaria» a las entidades financieras privadas y que por eso desvelar las condiciones podría perjudicarlas. El escrito, firmado por el director del gabinete de Presidencia, señala también que el ICO, como entidad de crédito está sujeto a las mismas exigencias que al resto de entidades del sistema financiero y bancario español y que por ello debe respetar el deber de confidencialidad de sus clientes.

La negativa del ICO a facilitar información sobre los préstamos a partidos políticos será estudiada por el Consejo de Transparencia y Buen Gobierno.

Problemas de financiación para el bipartidismo

Parece que los tiempos han cambiado y la caída del Banco Popular, que facilitaba financiación ingente tanto a PP como a PSOE, ha dejado a estos partidos dependientes sin su suministro de fondos. La entidad contaba incluso con una sucursal especializada en esta relación con los partidos. Dadas las dificultades para obtener la liquidez necesaria con la que pagar mítines, cartelería y demás gastos de campaña, PP y PSOE necesitan una fuerte inyección de fondos.

El Banco Santander, BBVA, CaixaBank, Bankia o Sabadell han querido restringir esta práctica. Una de las razones es las críticas que recibían por parte de la ciudadanía y lo tocada que estaba quedando su reputación al mantener este sistema que préstamos. Otro de los motivos es que, en muchas ocasiones se daban importantes condonaciones, con la con el consiguiente golpe económico para las entidades. Estos prestamos solían derivar en gratificaciones políticas por parte de los partidos una vez alcanzado el poder, pero dada la inestabilidad del país en este terreno, la banca no puede apostar a caballo ganador cuando antaño solían acertar siempre.

Algunos, como Bankia, no les ha prestado un solo euro por su condición de banco público desde que fue nacionalizado en 2012. El ICO prestó dinero por primera vez a los partidos en la campaña de las elecciones generales.

La función real del ICO

Entre los objetivos del ICO está, como banco público que es, el de conceder préstamos para financiar operaciones de inversión y liquidez de las empresas. Como agencia financiera del Estado, también gestiona instrumentos de financiación oficial para fomentar la exportación y la ayuda al desarrollo.

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.