En un informe de la Clínica Universidad de Navarra, perteneciente al Opus Dei, apuntan a la homosexualidad y la promiscuidad como causa de la gastroenteritis, una enfermedad que cada año experimentan miles de personas.

Esta conclusión aparece en el informe sobre gastroenteritis aguda incluido en las guías de actuación en Urgencias de dicho centro, que cuenta con sedes en Pamplona y Madrid y del que se ha hecho eco el diario Público.

Según consta en el código ético de la clínica, “cuantos trabajan en la Clínica han de actuar de acuerdo con las normas de la ética profesional, conforme a las enseñanzas morales de la Iglesia Católica”. Además, “todas las actividades de la Clínica –asistenciales, de investigación, etc– deben respetar rigurosamente la vida de las personas desde el comienzo de la existencia en la fecundación, hasta su fin en la muerte natural, así como los principios de la moral católica sobre los aspectos relativos a la sexualidad y procreación humanas”.

En el documento se explica que se trata de “una inflamación de las mucosas del tubo digestivo, que con frecuencia se da simultáneamente provocando fiebre, nauseas, vómitos, diarrea y dolor abdominal principalmente”. Subrayan además que “los agentes causales son múltiples, siendo imposible e innecesario un diagnóstico etiológico en todos los casos”.

Indican además que “la forma de adquisición suele ser por contagio de persona a persona o por ingesta de alimentos o agua contaminados”, remarcando que “casi la mitad de los episodios aparecen en el contexto de un brote epidémico, siendo en su mayoría procesos autolimitados en días, no precisando un estudio diagnostico específico”.

En ese sentido, apuntan a que “una situación especial es la diarrea del viajero, que puede afectar a alrededor del 40% de los turistas del mundo occidental que viajan a países en vías de desarrollo”.

En su informe, también explican cuáles son los puntos que deben tenerse en cuenta a la hora de efectuar una “aproximación diagnóstica en Urgencias”, entre los que figura el “hábito sexual”, incidiendo especialmente en la “promiscuidad/homosexualidad” del paciente para determinar posibles casos de “proctitis e infecciones por Shigella, Salmonella, Campylobacter, gonorrea”.

También aconsejan recabar otros datos sobre “viajes recientes”, “ocupación habitual” de la persona enferma, el consumo de alimentos contaminados o la “exposición a toxinas como insecticidas organofosforados”, entre otros.

Reacción de la clínica

La Clínica Universidad de Navarra ha rechazado que su manual de urgencias incluya la homosexualidad como factor que provoque gastroenteritis. Tras conocer la noticia de Público, el centro de salud difundió una nota a través de Twitter, negando que dicha información sea correcta.

“En relación con el texto que publica hoy Público, la Clínica Universidad de Navarra exige la rectificación del titular y el contenido, que no obedece en absoluto a la realidad. La Guía de Actuación en Urgencias no establece este criterio como causante, son como un dato que puede ayudar a encontrar el origen bacteriano y orientar sobre la necesidad de realizar pruebas complementarias. Este mismo criterio lo recogen otras guías, como la de la Asociación Española de Gastroenterología (AEGASTRO) en su página 597”, sostiene en su nota.

En tal sentido, AEGASTRO incluye precisamente a “pacientes con evidencia o sospecha elevada de sida u homosexualidad” entre los casos que deberían ser sometidos a examen microbiológico de las heces en caso de diarrea aguda de naturaleza infecciosa.

Sin embargo, manuales de urgencia elaborados por los departamentos de Salud de distintas comunidades autónomas excluyen cualquier mención a la homosexualidad o a la promiscuidad como factores a tener en cuenta en un cuadro de gastroenteritis.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.