Un hilo viral de una enfermera en Twitter ha resaltado varios puntos del parte médico de Rocío de Meer, señalando varios puntos que no encajan con un parte normal de urgencias.

En Spanish Revolution, a diferencia de otros medios, mantenemos todos nuestros artículos en abierto y siempre va a ser así porque consideramos que lo que hacemos, informar de forma independiente, es un servicio público. Si puedes permitirte ayudarnos con 2, 5 o 10 euros al mes, contribuirás a que podamos seguir adelante. Rebélate. ¡Suscríbete!

La diputada de Vox Rocío de Meer  ha acudido este domingo a un centro médico de Logroño para ser atendida de la herida en la ceja provocada el pasado viernes durante un mitin de su partido en Sestao (Vizcaya).

El parte ha sido mostrado por Santiago Abascal en Twitter, después de que las redes cuestionasen la veracidad de la agresión e incluso Pablo Echenique, portavoz de Podemos en el Congreso, pusiera en duda que la herida de la diputada de Vox fuera real.

Según el parte médico, De Meer tiene una «herida incisa supraorbitaria izquierda», así como un «traumatismo craneoencefálico leve» y una «cefalea tensional sin signos de alarma». El parte señala que se observa un “buen estado general” y que la herida es “incisa de un centímetro en la ceja izquierda, sin signos de infección ni inflamación” aunque “se observa leve tumefacción con leve hematoma en la zona de la ceja izquierda”. 

Sin embargo, una enfermera, @_minutiae_ en Twitter, ha puesto en duda este parte médico a través de un hilo de Twitter analizando varios aspectos de un informe que “tiene cosas que un médico jamás escribiría”, según señala.

“La primera frase ya está mal escrita. Raro porque un médico sabe conjugar una oración simple. En un informe le suda 3 cojones que estés en un acto político, esa información es para denuncias, no partes médicos. Repite información, cosa poco factible, ya que se usan PLANTILLAS”, comienza.

“Si no hay inflamación, no hay tumefacción. Respecto a los datos médicos sin las siglas yo me parto los cojones, pero eso dejémoslo aparte. Hay impresión clínica, pero no JUICIO clínico. Aparte, en otras numeraciones hay guiones; en este apartado, curiosamente, no”, continúa la enfermera. 

“Por no hablar del tratamiento. ¿Quién cojones manda ANTIINFLAMATORIOS (ibuprofeno) como ANALGÉSICOS (dolor de cabeza)? Graba Santi coño”, añade en otro tuit.

Sus observaciones, que se han convertido en virales, terminan con esta pregunta: ”¿Y qué clase de médico te explora sin anotar las constantes vitales?”.

Publicidad